Páginas vistas en total

martes, 29 de mayo de 2012

EL PANOLI

Cuando lo sacaron del helicóptero, no parecía tener nada grave. Un dedo roto y en otro una luxación, pero se llegó a la conclusión, de que todavía podía servir para algo, pero el tiempo ha ido quitando la razón a los que eso creyeron, la cosa había sido más grave de lo que al principio creyeron. En el Instituto de las Ciencias Neurológicas, al principio, tampoco le dieron importancia, sólo parecía un coagulo sin importancia, con un legrado muy suave y bastante bicarbonato sodico, seguro que se arreglaba, pero tampoco acertaron, el único que le tomó bien la medida, fue el tío Xano, pero a él nadie le hizo caso. En aquella visita y cuando le pidió consejo, el tío Xano, le dijo todo lo que se le puede decir a una persona normal, pero ni por esas. Aburrido el tío Xano, se fue a tomar un vino del país y a descansar de tanto agobio intelectual, mira rapaz, aunque te digan que tienes que hacer eso, si tú non estas convencido, non lo fagas, luego todo el pueblo ponesete en contra y a veces te toman por lo que eres y se lía la que se lía. Tienes que pensar, que los que dieronte el voto, luego te quieren botar y hasta pueque tengan razón, non se puede dicir hoy blanco y mañana joderus, las gentes non son tan tontas como tú te puedas pensar. Si a ti timaronte los otros y te metieron gato por liebre, tú obligación era no haber cargado con el marrón, pero si aun así te interesó, no quieras que paguen otros por ti el que seas tan inútil, ellos te llamaron “el panoli” y te vendieron la burra coja y tú con tal de sacar el pecho, te tragaste el anzuelo. La gente aguantará mientras aguante y luego sólo Dios sabe lo que puede pasar. Poniendo cara de listo, quieres demostrar que todo tiene arreglo y haces lo que tus enemigos te dicen, cuando esto ya no tenga arreglo, no me vengas a preguntar ¿ahora que hago? Por qué lo más normal, es que ya no puedas hacer nada y cuando el equipo de casa pierde, a veces el árbitro, tiene que salir por piernas. Si con los cuatro mil quinientos millones, los de bankia no tuvieron bastante y ahora quieren diez y nueve mil millones más, no te fíes un pelo, tú tráemelos a mí, que yo sabré guardártelos y administrártelos y hasta puede que te duren algo más, pero de los bancos no te fíes de ninguno, que luego no tendrás ni para pagar los sueldos blindados de los tahúres de turno, lo que tienes que hacer es meter a unos cuantos a algún sitio fresco y húmedo, hasta que te devuelvan lo que se han llevado y así puede que los que te votaron, crean que ya te va entrando el conocimiento.Y los jueces, están como locos por poder intervenir y que luego no les tiren los tejos. Piensa fiñiño, una cosa es ser finolis y la otra hacer el panoli. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario