Páginas vistas en total

lunes, 15 de septiembre de 2014

EN LA CUEVA DE JORDI PUJOL Y LOS CUARENTA...

Me parece casi imposible, pero al parecer, nadie sabía nada, lo cual me confirma, que en esta vida, cada cual va a lo suyo. Si desde que empezó a ser "rentable" la democracia, cada uno miró su propio bolsillo, sin tener tiempo para mirar el de los otros. Si cada barco aguantó su vela y navegó en su propio océano,¿ cuanto se perdió entre los distintos mares.? Pero lo que al principio fue sólo una pelota de nieve, poco a poco ha ido haciéndose una gran bola que va arrastrando a todos los desalmados que han querido pescar en rio revuelto.
En este río revuelto, están metidos la gran mayoría de los partidos, la gran mayoría de políticos, a unos porque se les ha ido la mano y a los otros, porque han callado lo mucho que debieron denunciar en beneficio del pueblo y no lo denunciaron en beneficio de los compañeros miserables y corruptos, que prefirieron llevárselo ellos, para ser los más ricos del cementerio, a dejar que pudiera funcionar el país y que muchos niños no tuvieran que pasar hambre, cosa que al parecer, no les importó a ninguno de los que fueron y que siguen siendo.
Siguen robando los políticos, los sindicatos, los banqueros y unas cuantas bandas más. Ahora, entre unas cadenas de televisión y alguien que al parecer, no tiene nada de bueno y que se encuentra criticado por los que hasta aquí, han sido los que unos tras otros y luego otros tras los unos, lo único que han hecho ha sido criticarse y echarse mutuamente la culpa, mientras iban dejando vacías las arcas del país.
Es llegado el momento, de que la Justicia actúe. No se puede dejar pasar ni un momento más, sin obligar a devolver todo lo que han robado. Es más importante el pan y la educación de nuestros niños, es más importante el bien estar y la salud de nuestros mayores y por supuesto más importante la educación y el trabajo de nuestros jóvenes y la marcha en general de la nación, que el secreto guardado los unos a los otros durante toda la "TIMOCRACIA" o se despierta el pueblo llano y pone a cada cual en su sitio, o a no tardando mucho, las arenas del desierto del Sahara, no tardarán en cubrir el paisaje del fin del mundo.

Si no ponemos todos las manos en la masa y conseguimos que la cosecha de chorizos, vuelva a su nivel normal, si entre todos y ayudados por la prensa, la Justicia y los se llamen cómo se llamen que quieran hacer cambiar todos los sistemas corruptos y dañinos para el pueblo, pronto la emigración, será mucho más alta y el solar patrio, habrá quedado vacío y sin valor para volver a mantener un pueblo nuevo. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario