Páginas vistas en total

viernes, 1 de marzo de 2013

POBRES NIÑOS RICOS...

Él no quería nada para él, él sólo pretendía tener una familia acorde con sus circunstancias, lo demás, no le importaba y trabajó y luchó y se enfrentó a tantas y tantas dificultades…erase una vez una lechera, que llevaba su lechera sobre su cabeza, por el camino, hacía sus cuentas. Con lo que gane con la venta de la leche…me compraré un palacete. Después, me buscaré un socio y con lo que él trabaje, haremos una fundación, con los dineros de la fundación (sin ánimo de lucro) podremos ampliar los negocios y haremos aquella otra, con la que ayudar a los niños…pobrecitos niños, no saben dónde fueron a caer. Como el dinero, no entiende más que del debe y del haber, quien entra en su reino, tiene que bailar al son que allí tocan y una cosa va llevando a otra, la otra, a la siguiente y cuando ya estás en la cuesta abajo, no hay freno que pueda detener tú carrera. Lo bueno que tienen estas cosas, es que como por obra de arte, vas conociendo a gentes encantadoras con las que al hacer el camino, te sientes más arropado y más capacitado, para conseguir más altas metas…y así entró en su vida, aquella princesa de cuento de hadas, quien al poco de conocer su valía, ya le ofreció un importante trabajo en aquella fundación, que buscaba a un joven y elegante florero para poner en su ante sala. Aunque el sueldo no era grande y el trabajo era mucho y agotador, nuestro personaje le dijo a la princesa que si le hacía una oferta un poco mejor…bueno, yo ni sé ni creo que me pueda enterar nunca de como acabó la historia y me hubiera gustado, pero al parecer, nuestro personaje, buscó a un buen asesor y este le aconsejó, que lo mejor que podía hacer, era apuntarse al paro y contactar con los anti-hipotecas, (más que nada, por lo que pudiera pasar). El susto fue de muerte, cuando aquellos descerebrados, que protestaban sin motivo ni razón, contra el plan Wert, pasaron por la puerta de su casa y al pegar fuego al contenedor, casi le queman su mansión. El cerebro es algo que aunque quieras no para, estaba ocupado haciendo el sudoku de la semana, mientras la parienta bañaba a los niños, cuando una imagen con cuernos y tridente, vino a estropear su retiro…contenedor…seguro…mansión…!!!MARÍÍÍA!!! Déjate a los niños y sácame la póliza del seguro…cómo no lo habría pensado antes… …y es que cuando a uno no le salen bien las primeras mil cosas que hace, ya por mucho que se lo proponga, todo son Anas Matos y exesposos por todos los sitios. Hoy como es día uno de Marzo, tiempo de los idus de Marzo, veremos al señ…bueno a ese, al innombrable el día de calendas, o sea hoy. Y el día de idus, o sea el día quince, entrar por la puerta grande de la Audiencia a sellar, como si de un vulgar delincuente se tratara, cosa que a mí no me parece bien, para ser justos, a tal señ…bueno lo que sea, tal honor. Por lo demás, el día frío y desapacible, no invita a ir a la inauguración, en la a.a.alicantinos, pero aunque caigan chuzos de punta, no podemos dejar solas a nuestras amigas, así que hasta mañana…ya os contaré. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario