Páginas vistas en total

domingo, 5 de mayo de 2013

YO TAMBIÉN JUEGO

Este es el juego del ¡hagan juego! La ruleta ya está rodando y el croupier hace escuchar su voz ¡rien ne va plus!, la jugada ha terminado y todos quieren ganar, todos se han subido en el tren ganador, pero muchos caerán por el camino, han perdido su oportunidad. Cuando las barbas de su vecino, han visto afeitar, han querido poner a remojar las suyas, pero su tiempo, lo dejaron escapar robando para sí o tal vez para sus co-partidistas y ahora ya no tienen solución, por necesidad imperiosa del guion, deben de salir del reparto y en el único sitio donde será admitida su entrada, será en las prisiones del Estado y quien no denuncie a estos parásitos, será reo de complicidad y ocultación. Para conseguir un cierto crédito, los políticos que se queden, (entre los muchos que tendrán que dejar su mamandurria) tendrán que ser claros y transparentes, para ser admitidos en la nueva era. Aunque yo sigo pensando, que eso será un periodo transitorio, entre el fin de la política y el gobierno profesional de las Naciones. Se escucha a los sufridos políticos, quejarse amargamente del sufrimiento que han tenido que soportar por los escrachers. Pero ninguno se acuerda que desde que salió la Ley Hipotecaria, ningún político de ningún color, salió en defensa de sus votantes, se limitaron a coger “el” o los sueldos que les dieron y a llevarlos a donde nadie los pudiera seguir y entre ellos, encontramos a los de todas las marcas políticas. Algún día, el político, será una persona (o mejor un personaje) que fiscalizará el trabajo de los gobernantes profesionales y que el pago por su trabajo, será el honor de haber sido votados para esa función. Si por alguna circunstancia, se pudiera demostrar que ha sido corrupto, dejará su cargo y será juzgado por un tribunal especial, quien no tendrá más trabajo, que estudiar las pruebas que aporten los denunciantes, si en la conclusión resulta receptor de dadivas, será condenado a cárcel. Ningún mandato, será superior a una sola legislatura, en ningún cargo no profesional del Estado, incluidos sindicalistas y agregados. La nueva Ley, se ocupará de hacer desaparecer, todas las formas de gobierno que no sean verdaderamente necesarias para el buen desarrollo del Gobierno de la Nación, yo creo, que sobran Autonomías, Consellerías, Delegaciones y sub-Delegaciones, sindicatos y liberados y así hasta acabar con todas las sanguijuelas que están acabando con la sangre del País y aunque las garrapatas, son más pequeñas, no por ello menos dañinas, no debe quedar pasado el tiempo, ni un solo parásito en bien de la Nación y de nuestros hijos, nosotros les hemos traído este problema y nosotros se lo debemos solucionar y para esto, no importa quien caiga.pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario