Páginas vistas en total

lunes, 17 de junio de 2013

EL PRÍNCIPE Y LA CORISTA

Cuando llegó el Ave al país de Nolt, nadie pensaba que aquella ciudad con puerto de mar, un día lo recibiría, pero sucedió y el rey Palito, mandó a su hijito para hacer la inauguración…y allí que se fue nuestro principito, todo el mundo feliz y contento…bueno, todos no, algunos tenían algunas reivindicaciones y allí que las llevaron, pero para eso estaban las tocineras con sus pitufos, dispuestos a hacer entrar en razón a aquellos desarrapados. Mientras tanto, nuestro príncipe y el primer chambelán de la corte, sonreían y trataban de poner buena cara a su pueblo, pero el pueblo miraba a derecha y a izquierda tratando de buscar a la mujer que lo representaba, pero eso no ocurrió, entre el principito y el gran chambelán, hicieron el vacío a la representante legal del pueblo, por lo tanto, también hicieron el vacío al pueblo que la votó. Al parecer, su delito es de estar imputada por muchos y grandes delitos, pero que yo sepa, no está condenada por ninguno. En cuanto a las imputaciones, todos tienen por qué callar y antes de querer limpiar la casa del vecino, deberían de limpiar la suya. Y esto lo digo, tanto por el gran chambelán y lo que le cuelga a su partido, cómo por su alteza principesca y lo que le cuelga a su real familia. Yo, ni creo en políticos, ni creo en partidos, nunca le daría mi voto, a quien antes no haya aprendido el arte de gobernar, el arte de saber si lo que le dicen sus asesores es correcto, o qué es lo que tienen que hacer, en según qué circunstancias. No creo en los que dicen una cosa y luego hacen otra, con la excusa de que es lo que había que hacer, antes mintieron y siempre nos volverán a mentir. Yo no voté a la alcaldesa de mi pueblo, pero la votó por gran mayoría el pueblo que hoy gobierna y no consentiré, que ningún principito, ni gran chambelán por muy altos que estén en sus cargos, que ofendan a una ciudad con puerto y con ganas de servir a su país con lucha y con trabajo, quien ofende a mi pueblo, me ofende a mi…y de eso nada, a partir de hoy, les retiro a los dos el saludo y no les dirigiré la palabra. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario