Páginas vistas en total

martes, 10 de febrero de 2015

EL TRANVÍA QUE PASABA POR SUIZA...O...VUELVA USTED OTRO DÍA

Al parecer, el dichoso tranvía, se estaba poniendo de moda, eran muchas las personas, que trataban de coger el primero que salía, sólo por el afán de que nadie aprendiera su camino. Las cosas intimas, cuanto menos personas las sepan mejor.
Algunos, mientras estaban esperando, dejaban sus mochilas encima del pequeño banco (de madera) donde la gente hacía descansar sus doloridos cuerpos, algunos, iban todos los días a hacer su trabajo y aunque el camino era largo y el sueldo corto, mejor era eso que no tener nada que llevar a casa al terminar la jornada.

Los mochileros, iban en aumento, las mochilas, cada día eran más grandes y más pesadas, pero no oí quejarse a ninguno de ellos, eran callados y gentes silenciosas, al parecer, todos iban a parar al mismo lugar, el sitio era un gran edificio con unas letras que deslumbraban "HSBC" letras refulgentes como la plata al sol. Los españolitos de a pié que cada día cogían el tranvía que pasa por Suiza, sentían pena y dolor y pensaban que los mochileros, siempre estarían peor que ellos y que los pobres, tan sólo se comían las yerbas que ellos arrojaban. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario