Páginas vistas en total

jueves, 12 de julio de 2012

EL 11 DE JULIO, DÍA NEGRO

Día negro como el carbón, día negro como aquellos uniformes. España entera lloró y nadie estuvo conforme, se enfrentaron los hermanos y todos tenían razón, unos defendían su hambre, los otros a su patrón, era la sangre de todos, aquella sangre que corrió, España se puso al rojo, luego el pueblo se calmó. Oigo patria tu aflicción/y escucho el triste concierto/que forman doblando a muerto/ la campana y el cañón. Gracias a las gracias, no llegó la sangre al río, pero ¿y la próxima? ¿O no habrá próxima? Quien nos puede asegurar, que esos, que se aprovechan de las manifestaciones de los otros, salgan a la calle un día aprovechando que los mudos no tienen voz y armen la escandalera, puede que aquel día no salga nadie a la calle y tengan que salir ellos solos y entonces será la nuestra, hay que reconocer que son malvados, que ha ellos no les importan nada las reivindicaciones de los no violentos y a los otros les mandan que repartan “estopa a quien cojan por delante (y por detrás)” pero ellos no están, no les pueden decir a sus chicos cuales son los violentos y cuales no. Hace muchos años oí decir que el carbón de España, era malo y caro. No sé si esas circunstancias han cambiado o no, pero después de tantos años, debieran haber reciclado a toda la zona minera y si no interesan las minas, podían haber realizado cualquier otro trabajo con el que poderse ganar la vida pero ¿ahora? Que les va a quedar a los pobres ¿Qué me va a quedar a mí? Cuando alguien de los que han acarreado con la pasta gansa de todo el país, hace algo, viene en seguida la policía y lo arropa y si se pierde “algo” siempre se lo encuentran los mismos. Lloras, porque te insultaron/los que su amor te ofrecieron/ ¡a ti, a quien siempre temieron/porque tu gloria admiraron. Pero tú, acogedora madre, les has dado dinero y fama, les has dado poder y prestigio y con el poder, la fama y el prestigio ellos te defienden de los que tratan de comerte por los pies, como si en vez de ser tus hijos, fueran hijos de arañas, el dinero lo enviaron a las islas Caimán vía Suiza y se ha dado por perdido, luego alguien dice que prisión eludible con fianza de trece millones ¿pero señor…usted perdone, lo que se han llevado no eran dos mil cuatrocientos…ahhhh bueno…!es que yo creía!…!no! ¡no! si yo la leo todos los días, ahora ya lo voy entendiendo…no tiene nada que ver lo que se han llevado con la fianza ¿no? ¿Y ustedes, no me dejarían que yo me llevase otro tanto en esas condiciones…¿al juez? ¡sí! Conozco a uno, pero es sordo como una tapia y a lo mejor no se entera. ¡Pues que la patria lo quiere,/lánzate al combate y muere:/ tu madre te vengará./Y suenan patrias canciones/ Y van roncas las mujeres,/ empujando los cañones. No queremos escuchar el tronar de los cañones, no queremos que nadie se aproveche de nadie, lucharemos codo con codo, hasta vencer a los ladrones, a los violentos, a los que mandan a sacudir a los violentos y si algunos tienen que caer en la lucha. En la tumba descansad/que el valiente pueblo Ibero/jura con rostro altanero/que hasta que España sucumba/no pisará vuestra tumba/la planta del, ladrón, ni del explotador, ni de los banqueros. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario