Páginas vistas en total

jueves, 18 de octubre de 2012

SI NO LO OIGO. NO LO CREO

Gao Ping, es sin lugar a dudas, el hombre del día, yo cuando sea mayor, también quiero ser Gao Ping. Me da la impresión, de que este guapo hijo de…el Sol Naciente (o de por allí cerca) ha sido aprendiz de Julián Muñoz, ¿de quien sino, ha aprendido el sistema de las bolsas de basura?. Mí marido, quiere aprender una profesión similar, a ver si de esa manera, podemos ahorrar, para comprar material y poder seguir pintando al pastel, porque si no, al precio que se está poniendo todo, voy a tener que moler yo misma los pigmentos. Como al guapete Ping, le hacía falta un buen colaborador, contrató para la película al director de cine y artista de renombre y prestigio, Nacho Vidal, a su hermana y a unos cuantos extras, para que la cosa, resultara como tenía que resultar, también habían pensado en contratar a Maite Zaldívar, pero como a última hora se enteraron de que no sabía lo que significa “blanquear dinero” decidieron no contar con ella, no se fuera de la boca y contara lo de las bolsas de la basura, que en eso si que está experta. Al Chino Ka-llao, lo dejaron fuera del negocio, pero como su nombre indica, no era muy hablador y cuando los Pitufos llamaron a la puerta de su casa, no consiguieron que soltara ni una sola palabra y así se mantuvo en silencio, hasta que al más gordito de los Pitufos, se le ocurrió lo último en sistemas de torturas pichicologícas. Llamaron a la hermanita del Nacho Vidal y la encerraron con Ka-llao. El primer día el malvado Chino, se resistió como un Chino, pero mediando el segundo día, sus fuerzas fallaron y la Vidala, salió vencedora de la prueba. Al ponerle la medalla al Pitufo gordito, quiso la mala fortuna, que las temblorosas manos del coronel Abel, estuvieran un tanto temblonas, con la mala suerte que la aguja del pin, pinchó en las posaderas del pobre Pitufo, produciendo un gran estallido y un gran desastre en la comandancia, pobre Pitufo gordito…a él, le hubiera gustado llegar lejos en el cuerpo, pero a raíz del accidente, no le repararon bien el pinchazo y ya para siempre perdió aire y a la hora de salir de batallita, sus compañeros, lo tenían que llevar, atado del pié, como si fuera un globo chino. ¿Chino?...¿porqué?. Después en las investigaciones, la brigada anti vicio, llegó a saber que Ka-llao, no habló, si hubiera hablado, la mafia china, se lo podía haber cargado, por soplón, lo único que hizo, después de ser sometido a martirio chino, por la cochina de la Vidala, fue cantar. Y cantó con todas las fuerzas de sus pulmones…¿y por qué cantó? Pues eso, después de probar a hacerle todas las guarrerídas que se le ocurrieron, lo amenazó, diciéndole que le iba a contar a su hermano, que él había dicho, que su hermano no tenía… pero no hizo falta, en ese mismo momento y como si hubiera sido la voz de su amo, cantó. Cantó con todas sus fuerzas, cantó tan alto, que en la comandancia, se enteraron, pero además quedó tan tarado, que si alguien le nombra al artista, él canta y canta…que pesao. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario