Páginas vistas en total

viernes, 18 de octubre de 2013

EL RECORTE

El carnicero de mi barrio, cuando corta la carne, siempre la deja en perfecto estado para que no sean distintos unos cortes de otros, luego, con lo que ha recortado, hace picadillo y lo convierte en pelotas. Este gobierno ahora, lo que pretende es recortarnos las pelotas y las pelotas, no se pueden recortar, de lo contrario, se convierten en albondiguillas que no sirven para hacer un buen cocido. Y el problema que se nos viene encima a todos los españoles, es que por haber confiado en quien no tiene ni idea de lo que se lleva entre manos, ahora nosotros estamos hasta por encima del gorro de ser recortados y ellos cada día presumen más de lo que tienen (o de lo que ellos no se han llevado) (me lo habré llevado yo). El tiempo sigue inexorable en su devenir. Cada hora, cada minuto que pasa, juega en favor de los mafiosos corruptos y lo aprovechan cómo mejor pueden hacerlo. Si no pueden seguir sacando gas, de las costas valencianas, tendrán que ser indemnizados por el gobierno con la friolera cantidad de mil setecientos millones de Euros…que pregunto yo…¿eso debe de ser un buen pastón ¡no!? Luego a la hora del reparto, cómo son tantos, no tocan a casi nada. Mientras tanto, de las tres mil empresas públicas, el gobierno ha liquidado seis (sin ningún cero) y aunque esto ya es algo y demuestra las ganas de acabar con la corrupción, yo sigo pensando en lo mismo…si mi carnicero, pudiera recortar algunas pelotas… Y es que o cogen el toro por los cuernos y acaban de una vez por todas con los reinos de Taifas que son casi sesenta o más, entre comunidades, diputaciones, subdelegaciones, ayuntamientos y otras muchas más allegadas, o a los que tendremos que coger por donde podamos, es a tanto chupóptero cómo pulula por nuestro suelo patrio y que están asolando todo el país sin que al parecer ninguna ley les puede llegar a su altura y es que para eso, los jueces los ponen ellos. Kk, basura y hastío para el país. Me hace gracia, que cuando la Jueza de los ERES acusa a los sindicalistos, de haber cometido alguna que otra pifia en sus cuentas, salen a la palestra aquellos a los que en muchas ocasiones han acusado de nepotismo y de mala administración, a decir que “en nuestro partido no hay fallos en nuestra contabilidad, en todo caso, algún que otro error…!qué horror! Y las gentes seguimos callados y pagando con nuestra sangre todo lo que nos roban entre todos. Yo creo que la cosa sería así de sencilla, si cada partido, ayuntamiento, sindi”castos”, el gobierno central y los autonómicos, auditaran sus cuentas y las hicieran públicas, tendríamos menos ladrones sueltos, entiendo que quien hace una cosa, es el que se puede equivocar, pero una cosa es la equivocación y otra es aprovechar la ocasión y los aprovechados deben de estar en la cárcel, después de haber devuelto lo que no es suyo. Y aunque pienso que el indubio pro reo (lo más favorable para el reo ante la duda) en casos de gentes llegadas con ánimo de hacer fortuna, con el dolor de sus conciudadanos, no debe de existir nada que lo ayude, cómo él, no se para a pensar, que su fortuna, es a costa de nuestro dolor. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario