Páginas vistas en total

martes, 14 de agosto de 2012

ORGULLO Y PENSIÓN

Hoy don Mariano, está contento, nada le hace tan feliz, como poder dar buenas noticias al pueblo al que tanto quiere y que tanto le respeta, ha hablado con su jefe y después de hechas las cuentas, ven que todavía van a poder pagar la ayuda a los parados “pero con condiciones”. Eso de con condiciones, a mí me llega hasta el alma, con la condición de que no se me revelen, con la condición de que todos canten lo bueno que es don Mariano y con la condición…bueno. Coñas a parte, sigo pensando, que este nuestro país, no necesita ayudas, este nuestro país, lo que necesita es un sueldo digno, después de un trabajo que haga más habitable el suelo patrio. Despierte ya don Mariano, las ayudas fomentan el paro y mientras yo la reciba, lo que menos necesito es tener que ir a trabajar, pero si en vez de darme una ayuda (o limosna) que no me he ganado y de la que no hago aprecio, repito don Mariano, si nuestro gobierno, me hubiera mandado a limpiar los bosques de nuestros montes, si me hubiera mandado a limpiar las calles y plazas de nuestras ciudades, no me hubiera sobrado tanto tiempo, para poder ir de botellón y a estas alturas y ya a toro pasado, quizás esos valientes que a la hora de dar la cara, se encontraron con el fuego que no se tuvo que llegar a producir. Si nuestro bien amado gobierno, (este o el que en el momento toque) se dedicara a buscar a lo largo y ancho del planeta, carga de trabajo para el pueblo, no habría que lamentar que una generación entera, no sepa, ni se tome interés en el trabajo. Pero si ustedes piensan (y piensan mal) que el país va a salir adelante con las subidas indiscriminadas de impuestos y gravámenes, ¡que equivocados están! Las grandes subidas de precios, lo único que traen, son grandes subidas de falta de recursos, traten ustedes de bajar los precios, bajen los impuestos y permitan que seamos un país competitivo y así veremos que el flujo turístico llenará nuestros hoteles, creando puestos de trabajo, ustedes tienen la responsabilidad de que no nos falte trabajo ni un solo día, cualquier empresa que se precie, tendrá a su servicio a los mejores vendedores, a los que sean capaces de convencer a las demás potencias, que será una garantía el confiar su trabajo a España, que será sinónimo del bien hacer confiar el trabajo a un pueblo luchador y responsable. Pero nunca se puede quedar sentado o yéndose de caza, quien tenga a su cargo la dirección de la empresa. Entonces y sólo entonces, seremos el país que todos queremos, pero que no somos capaces de hacer emerger, sólo por la sencilla razón de que una empresa sin dirección, es un barco a la deriva. No queremos saber quien es mejor de todos ustedes, no nos importan sus ideas, desde que la democracia es democracia, ninguno de ustedes ha sabido más que sacar la panza y criticar al otro, traten por una vez de unirse a la hora del trabajo y háganlo responsable y humildemente, no importe quien esté en el poder, luego a la hora de los votos, el pueblo hablará, pero ustedes tendrán el orgullo, de haber colaborado en hacer salir adelante a un pueblo dispuesto a luchar, si así no lo hacen, no tengan duda que antes o después el pueblo, se lo demandará, ahora y siempre.pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario