Páginas vistas en total

martes, 8 de enero de 2013

LA POLÍTICA Y LOS POLÍTICOS

Son de otra casta, o son de otra raza. Yo empecé a darme cuenta, cuando aquella ministra de corte socialista, metió la pata hasta el fondo…quiero dirigirme a todos los miembros y miembras…pero aquí no hubo error, todos sus compañeros estuvieron al quite, todos dijeron que el palabro estaba bien dicho y en más de una ocasión, para arropar al miembro (o mejor, miembra) que tan sonora pedorreta se soltó, ellos no tuvieron escrúpulos en hacer suya la frasecita. Hoy los tiempos han cambiado, que es una barbaridad, aquello, no hizo daño más que a los oídos sensibles de los puristas y el ridículo espantoso de personas y personos, tratando de no enmendalla. Hoy después de dos meses y pico, se siguen escuchando las voces de cinco niñas muertas y desde sus tumbas aún lloran el no ser atendidas, ni antes en vida ni ahora después de muertas, ¡eso si! Todos los días nos las recuerdan en todas las televisiones, todos los días, tratan de buscar un chivo expiatorio a quien cargar las culpas. Todos sabemos los que son los verdaderos culpables, todos sabemos a quien echar las culpas, pero a esos, ni tocarlos, esos están por encima del bien y del mal y además son cobardes y algunos de los verdaderos responsables, no tienen lo que tienen que tener los hombres, para dar la cara. Por todo ello, yo creo que lo mejor sería respetar el dolor de esas familias y dejar a ver si con suerte, no lleva el caso un juez amigo, y lo dan al que es capaz de hacer Justicia…¿Qué ese no existe? Eso lo dirá usted, lo que pasa es que a ese no le dejan, pero yo estoy segura, que si no actúa la verdadera Ley de los hombres, no se quedarán los culpables, sin el escarmiento de la Ley divina. Mientras tanto, los otros, los políticos de primera fila, hoy se están paseando en tren y además de gorra, están tratando de ver si entre todos arreglan lo que tan lejos está de sus intereses el poder arreglar. Se han visto caras largas, se han escuchados silencios muy elocuentes, pero a la hora de la verdad, Don Mariano sabe que no lo tiene claro y Don Arturo se ve con menos futuro que aquel rompetechos de mí infancia, pero no se preocupen, ustedes sigan…sigan. Mientras el pueblo cada día lo tiene más difícil, pero eso no es cosa de ellos, ellos viven en otra galaxia y ni les importa el pueblo, ni saben, ni quieren saber como ayudarlo a comer. Y ya lo dijo Romanones, a quien no le quede pan, que se muerda en los…talones. Mientras tanto y pasando por su purgatorio, purgatorio de los vencidos, a veces se le ve la oreja (que no el Oreja) al pobre Rubalcaba y atravesando su desierto particular y cada día más sólo, trata de vender su producto, pero eso son bienes perecederos y el que los coma, puede sufrir de gastroenteritis, así, que lo mejor es ni acordarse de que existe. Sólo me queda que hacer una petición a los reyes magos, antes de que el galope de sus camellos haga apagarse mi voz…señores Reyes…ustedes que todo lo pueden…¿por qué no les piden a los que no saben gobernar que se marchen y dejen su sitio a otros más capaces?. pepaherrero

No hay comentarios:

Publicar un comentario